Mito el Hombre y la Bruja

brujaUn hombre se encontraba enamorado de una mujer muy hermosa, pero lo que él no sabía es lo que los vecinos intentaban advertirle, pero él no quería escuchar, un día escuchó a un amigo que le dijo que su mujer no era más que una bruja, no pudo creerlo, entonces la espió por la noche, el tema es que cada vez que lo intentaba terminaba durmiéndose, pero un día las cosas fueron diferentes, ella siempre tenía una excusa para las cosas raras que pasaban, él la espió diciendo que se iría con sus amigos, pero en realidad se había quedado por el hogar mirando todo lo que pasaba y ahí vio como dejaba su traje humano en el suelo y se convertía de inmediato en una lechuza.

Cuando habló con el anciano del pueblo sobre su problema de que acababa de comprobar que estaba casado con una bruja es que llegó a la conclusión de que debía terminar con su vida porque de otro modo es que los niños empezarían a desaparecer como siempre pasa con las brujas que los usan en sus rituales sin nada de compasión, así fue que lo que se le recomendó es que la siga y cuando se hubiera convertido en la lechuza que era, ahí mismo le tendría que tirar sal, él hizo todo al pie de la letra y se la arrojó rápidamente, quedó en el piso con algunas quemaduras la lechuza mientras él corría a su casa, la lechuza pudo levantarse y lo persiguió, pero lo triste es que nunca se lo volvió a ver a este hombre y hay por el pueblo todavía una lechuza que va de un lado para otro con la mitad del cuerpo quemado.